Fotografía Callejera

Ejercicios de Composición by Matias Hyde

Me gusta referirme a este tipo de fotografías como ejercicios de composición geométrica, donde busco un equilibrio entre las formas que percibo y los pesos visuales de claroscuro.

 
 
Me gusta referirme a este tipo de fotografías como ejercicios de composición geométrica, donde busco un equilibrio entre las formas que percibo y los pesos visuales de claroscuro. 
Bien podrían ser abstracciones de la luz.
A veces consigo resultados que funcionan, otras no. Lo importante es que observe "el  todo" primero, luego lo concreto, e intentarlo.
Hacer este ejercicio visual frecuentemente me ayuda a componer más rápidamente a la hora de hacer fotografía de calle, o fotografiar escenas donde hay muchas personas haciendo cosas diferentes simultáneamente. Me permite organizar el espacio donde se mueven con más facilidad.
-
-
#geometry #visual #visualexercise #monochromephotography #light #composition #geometria #composición #luz
 

Bien podrían ser abstracciones de la luz.

A veces consigo resultados que funcionan, otras no. Lo importante es que observe "el todo" primero, luego lo concreto, e intentarlo. Por ejemplo, si voy caminando por la calle y de pronto “algo” me hace querer hacer una foto, antes de hacerla al vuelo intento comprender primero a qué respondí exactamente de forma intuitiva. ¿Fue la luz, o fueron las sombras? ¿Las formas, o reflejos, o armonías de color, quizás? Si lo entiendo, entonces mi atención pasa a centrarse de ese todo, a lo particular.

Hacer este ejercicio visual frecuentemente me ayuda a componer más rápidamente a la hora de hacer fotografía de calle, o fotografiar escenas donde hay muchas personas haciendo cosas diferentes simultáneamente. Me permite organizar el espacio donde se mueven con más facilidad.

Influencias by Matias Hyde

Influencias…

¿Qué hago con ellas?

Me guiaron e inspiraron en mis primeros andares fotográficos. Reconocí en ellas algo de lo propio en gestación, pero con recorridos y experiencias de obvias diferencias.

Pero en algún punto, por mi exigencia e historia particulares, estas mismas influencias llegaron a convertirse en una carga, oscureciendo mi natural crecimiento con su sombra. Veía la realidad en forma de fotografías vistas anteriormente, y no con mi propia mirada.

Intenté entonces escapar a esas influencias haciendo algo distinto, algo nuevo para mí. Es más, intenté producir algo que nunca se había tratado hasta el momento. Ese Gran Proyecto basado en un Gran Tema. Salí al mundo con ideas, convicción y resolución renovadas…sólo para darme cuenta de que todos esos Temas (como el amor, la soledad, el exilio, la guerra, la comedia, la venganza, la infancia, etc…) ya habían sido abordados con anterioridad, y no sólo una vez, sino decenas de veces, magistralmente. Me di cuenta que mis ideas y proyectos distaban mucho de ser originales.

En definitiva, que soy uno más, y no puedo reinventar la rueda. Me pregunté entonces, ¿en qué lugar me deja todo ésto? ¿Tiene sentido seguir fotografiando?

Matias Hyde - Influencias

Personalmente, sólo después de serias crisis y mucha reflexión, puedo decir que SÍ, y mucho. Me propuse abrazar mis influencias, y dejar de huir de ellas.

Intenté imitar, copiar, robar lo mejor posible mis influencias, al milímetro, con un sólo propósito: entender que nunca se puede repetir una misma foto. Que por mucho que lo intente, mis fotos siempre serán diferentes, hechas en otro tiempo, otra contexto, otra cultura, mi mirada con una historia personal única e irrepetible.

Uno de mis tantos intentos imitando a  Bruce Gilden . Madrid, 2012.

Uno de mis tantos intentos imitando a Bruce Gilden. Madrid, 2012.

Y otro copiando a  Ernesto Bazán . Madrid, 2012.

Y otro copiando a Ernesto Bazán. Madrid, 2012.

Y cuando entendí ésto, no hace mucho, sentí un alivio creativo sin precedentes en mi vida.

Con esta epifanía, me liberé de la ansiedad de querer ser único e irrepetible, porque no hace falta buscar serlo. Ya lo soy.

Me centro ahora en los Temas con lo que me siento en mayor sintonía, por muy cotidianos que sean. Ya no siento la necesidad de viajar a ningún país exótico a cubrir grandes eventos o tragedias, o retratar celebridades, entre tantos otros ejemplos. Me basta con la cotidianidad y familiaridad de mi vida más inmediata para desarrollar y aumentar mi lado espiritual y creativo.

La sombra se aclaró por fin, y empecé a ver con mis propias fotos.


¿Se parecen mucho a quienes admiro? Quizás sí, a veces quizás demasiado, no lo sé. Pero no me importa. Disfruto con lo que hago, y cada día con más convicción hago fotos sólo para mi, y para nadie más. Pero sin descuidar los fundamentos de lo que creo conforma una buena foto…

Pero, ¿y cómo es una buena foto? ¿Cómo la distingo del resto?

Gran pregunta para otro día…

Tiempo de Transformaciones by Matias Hyde

Finaliza un año y comienza un período de reflexión que navega ente lo nostálgico del pasado y la euforia de ese mundo de posibilidades que ofrece el porvenir.

De todos los aprendizajes que me nutrieron a lo largo de estos meses, el que tuvo un impacto brutalmente positivo en mi vida personal fue la epifanía del poder transformador que puede ofrecer la fotografía.

La capacidad de conocer personas, compartir momentos, y en su última expresión, la de desarrollar amistades.

Matias Hyde - Balance 2018
Matias Hyde - Balance 2018

A todos con quienes compartí estos breves y bellos momentos…mi más profundo agradecimiento. Enriquecieron mi vida de una forma que no puedo expresar en palabras.

Matias Hyde - Balance 2018
20180921_Hyde_Día de la Primera-1319.jpg
Matias Hyde - Balance 2018
Matias Hyde - Balance 2018
Matias Hyde - Balance 2018
Matias Hyde - Balance 2018

Infancia by Matias Hyde

Gracias a Florencia Lo Re, conocí el siguiente poema de Rainer Maria Rilke. La infancia es una temática que llevo años explorando fotográficamente. Es la etapa de la vida que más me inspira y nutre creativamente.

Deseo y espero seguir siempre conectado a ella.

Infancia - Matias Hyde

Infancia, de Rainer Maria Rilke

Sería bueno meditar mucho, para expresar algo de lo así perdido, de aquellas largas tardes de la infancia que así nunca volvieron - ¿y por qué?

Aún nos acordamos-: quizás en una lluvia,

pero ya no sabemos lo que eso significa;

nunca más estuvo la vida tan llena de encuentros,

de volverse a ver, de seguir avanzando

[…]

Y nos hicimos tan solitarios como un pastor,

y tan sobrecargados de grandes lejanías,

[…]

insertados en aquellas series de imágenes

en que ahora nos desconcierta persistir.

"Si hay dolor, aliméntalo" by Matias Hyde

Meses después de ver Call Me By Your Name (Llámame Por Tu Nombre), leo y releo, una y otra vez, una conversación entre Elio y su padre, Mr. Perlman. (spoiler alert)

Matias Hyde - Si hay dolor aliméntalo .jpg

“Si hay dolor, aliméntalo. Si hay una llama, no la apagues, no seas cruel con lo que sientes (...) Nos despojamos de tanto con tal de curarnos lo más rápido posible, que acabamos rompiéndonos a los 30 años. Cada vez tenemos menos que ofrecer cuando empezamos con alguien nuevo (...)

Nuestros corazones y cuerpos se nos regalan una vez en la vida. Antes de que te des cuenta, tu corazón ya está gastado. Y llegará un punto en que nadie querrá mirar tu cuerpo. Menos aún acercarse a él.

Ahora sientes tristeza, dolor, pero no lo mates, ni con ello el placer que has sentido.”

André Aciman - Call Me By Your Name

Me pregunto…

¿Cuánto sacrifiqué en el camino? ¿Cómo moldeó ello mi forma de sentir y percibir la vida? ¿Qué estoy matando hoy, y qué dejando salir a la superficie, por ejemplo, en ocasiones y quizás inintencionadamente, en forma de fotografías?

Desaprender lo Aprendido I - Composiciones Dinámicas by Matias Hyde

“En verdad, ¿cómo escribo? He tenido, como todos han tenido, el deseo pervertido de querer tener un sistema y una norma. Es cierto que he escrito antes de la norma y del sistema; en esto, por tanto, no soy diferente de los demás.

Analizándome esta tarde, descubro que mi sistema de estilo se asienta en dos principios, e inmediatamente, y con la buena manera de los buenos clásicos, erijo estos dos principios en fundamentos generales de todo estilo: decir lo que se siente exactamente como se siente -claramente, si es claro; oscuramente, si es oscuro; confusamente, si es confuso-; comprender que la gramática es un instrumento, y no una ley.”

- Fernando Pessoa

Cansado de muchas normas fotográficas que aprendí a los largo de estos años, me encuentro con el deseo de desaprenderlas. Combatir y liberarme de su tiranía, que tantas veces se interponen entre cómo observo y registro la vida de forma coherente con mis emociones.

Una de esas tantas tiranías heredadas desde hace décadas (Henri-Cartier Bresson, te tengo en la mira) es la Regla de los Tercios, que termina por homogeneizar la apariencia de todo lo contenido en el encuadre, foto tras foto. ¿Dónde queda el lenguaje más personal, auténtico, fiel reflejo de nuestro sentir?

¿Una solución? Experimentar con composiciones basadas en Simetrías Dinámicas, partiendo de las diagonales Barroca y Siniestra.

Diagonal Barroca: sentido de lectura occidental, el foco de interés de la imagen se encuentra hacia la derecha.

Su nombre proviene del período Barroco, donde se utilizó con muchísima frecuencia por pintores como Caravaggio, Rubens, Vermeer, entre muchos otros.

Matias Hyde - Diagonal Barroca
Matias Hyde - Diagonal Barroca

Diagonal Siniestra: sentido de lectura oriental, el foco de interés de la imagen se encuentra hacia la izquierda.

Su nombre proviene de la antigüedad, cuando a los que escribían con la mano izquierda se los llamaba siniestros (afortunadamente hoy los llamamos zurdos). Se me viene a la mente la expresión “A diestro y siniestro”.

Matías Hyde - Diagonal Siniestra
Matias Hyde - Diagonal Siniestra

Termino citando a un pintor que, si bien nunca me gustó personalmente, entiendo y estudié su impactó en la historia del Arte, viene muy al caso:

“En aprender a pintar como los pintores del renacimiento tardé unos años; pintar como los niños me llevó toda la vida."

“Lleva mucho tiempo llegar a ser joven .”

- Picasso

Colectivo VoidTokyo by Matias Hyde

Comparto una pequeña entrevista a Tatsuo Suzuki, fundador de VoidTokyo, realizada durante la inauguración de una muestra colectiva en Hamburgo.

"Decidí empezar VoidTokyo porque, aunque todos los integrantes del colectivo tienen un gran talento, la mayoría enseñaba su trabajo en internet. Y aunque obtenían muchos likes, sus obras se contemplaban linealmente y desaparecían rápidamente. Esta dinámica terminó por aburrirnos.
 
 Ahora tenemos las obras en papel. No necesariamente como fotolibros, pero al menos sí que están impresas. Actualmente existen muchísimos laboratorios que ofrecen servicios rápidos y baratos de impresión, y para nuestro trabajo impreso optamos por elaborar fanzines
 
Nuestra motivación ahora es enseñar Tokyo desde diferentes puntos de vista."

¡Otra razón para empezar a imprimir nuestras fotos! En internet se consumen en cuestión de segundos. El papel, en cambio, ralentiza su lectura, y permite centrarnos página a página en el contenido de la obra. Nos deja apreciar la secuencia como el autor realmente quiso presentarla, desvelando las fotos poco a poco, construyendo narrativas una tras otra. Si añadimos al mix el diseño del fotolibro o fanzine, el formato, el tamaño, la elección del papel, etc.experimentamos la fotografía de manera muy, muy diferente a la que consumimos en internet.En mi opinión, resulta una más enriquecedora para todos los sentidos.

Una propuesta: invertir en fotolibros y fanzines, y no en equipo. Contar con una cámara, un lente, y una gran fototeca.

Violeta y Martín. Otoño, 2018, Buenos Aires.

Violeta y Martín. Otoño, 2018, Buenos Aires.

Otro fragmento de la entrevista que me pareció interesante es cuando Damon Jah menciona el concepto de la filosofia japonesa ichi-go ichi-e (una vez, un instante / one time, one moment).

“Se trata de compartir momentos. Nos encontramos, nos conocemos. Intento capturar ese instante. Pero nunca volverá a ser igual.“

Nos cuestiona esa creencia generalizada de que lo espontáneo es más verdadero que lo posado. Pero realmente, ¿no son tanto el instante decisivo como lo posado irrepetibles, imposibles de recrear? ¿Acaso no es ninguno verdadero? ¿No es la vida misma, en última instancia, esa verdad que creemos capturar de una manera u otra en nuestras fotos? ¿Es la fotografía una mentira, e importa que lo sea?